Cómo mantener un horario de sueño durante el verano

horario de sueño durante el verano
¿Cómo mantener una cierta estructura durante las vacaciones de verano?

Ahora que los días son más largos y se acercan las vacaciones de verano, la emoción de jugar al aire libre, las vacaciones y las acampadas pueden cambiar algunas cosas. Por ejemplo, puede alterar el horario de sueño de niños y adultos.

Tienda de ideas y regalos para fiestas infantiles

Sin las prisas por los horarios escolares o el trabajo es fácil salirse de la rutina. ¿Qué pasa con el horario de la siesta y la hora de acostarse? ¿Cómo mantener una cierta estructura durante las vacaciones de verano?

Tenemos algunos consejos sobre cómo mantener un horario de sueño durante el verano. Porque, aunque es comprensible cierta relajación de horarios, siempre es recomendable mantener cierta estructura para ayudar a los más pequeños cuando vuelvan a la rutina.

Todo comienza por el principio, la hora de despertar

Las vacaciones de verano significan dormir hasta más tarde, lo cual es absolutamente necesario a veces. Lo que no quieres es que tu hijo se despierte a diferentes horas cada mañana. Esto hará que su ritmo circadiano, que es el reloj interno de su cuerpo, se desincronice.

Un ritmo circadiano desincronizado puede hacer que el pequeño tenga la misma sensación de desfase horario que sufren los que viajan al otro lado del mundo. Eso puede restarle diversión a esas actividades de verano que has preparado para ellos.

Si tu hijo ha cambiado todo su horario de sueño durante el verano, no pasa nada. Un pequeño que solía dormir entre las 8 de la tarde y las 8 de la mañana y que ahora duerme entre las 8 de la mañana y las 8 de la tarde sigue durmiendo las horas recomendadas.

Tendrás que tener en cuenta al niño que se acuesta tarde (por ejemplo, desvelado por las pantallas) pero que sigue despertándose a su hora habitual, o incluso antes.

Intenta conservar el horario en lo posible

Intenta conservar el horario en lo posible
Por mucho que a tu hijo le guste quedarse despierto todas las noches, trata de mantener los desvelos como algo especial

Es una buena idea conservar el horario y las rutinas tanto como sea posible, para mantener patrones de sueño saludables. Por mucho que a tu hijo le guste quedarse despierto todas las noches, trata de mantener los desvelos como algo especial, en lugar de hacerlo una rutina.

Los sonidos y el sol del verano

Una máquina de sonido es una herramienta muy importante durante el verano para bloquear los sonidos matutinos, como el cantar de los pájaros o los sonidos nocturnos de los niños mayores jugando fuera.

El sol del verano tiene la habilidad de brillar con fuerza y muy temprano en las habitaciones. Por no mencionar el hecho de que hay luz en el exterior hasta mucho más tarde que en los meses de invierno.

Invertir en un buen juego de cortinas y persianas opacas mantendrá el entorno de tus hijos agradable y oscuro para promover un sueño saludable.

Siestas y sueño nocturno

Siestas y sueño nocturno
El pequeño que necesita dormir la siesta se cansará en exceso, lo que puede empezar a provocar problemas con los despertares nocturnos

Es posible que tengas niños mayores en casa durante el verano, junto con un niño pequeño que necesita dormir la siesta. Intenta no programar actividades en torno a las siestas todos los días.

El pequeño que necesita dormir la siesta se cansará en exceso, lo que puede empezar a provocar problemas con los despertares nocturnos. Las siestas son una forma genial de mantener un horario de sueño durante el verano, especialmente para los más pequeños.

Si ambos padres están en casa, divide y vencerás. Uno de los padres se lleva a los mayores mientras el pequeño duerme la siesta en casa con el otro. Tal vez tengas la suerte de dormir tú también la siesta.

Habrá días en los que será inevitable salir de casa. Intenta planificar todo para que la siesta de la tarde sea en casa y en su propio espacio. La siesta de la tarde es la más importante, ya que es la que hace que tu hijo llegue a la hora de acostarse y para que no se resienta su sueño nocturno.

Tus vacaciones de verano pueden seguir siendo una aventura divertida y relajada con tu familia y amigos, pero no olvides la importancia de dormir bien no sólo para tus hijos, sino también para mamá y papá. Una familia bien descansada es una familia feliz.

Si quieres más ideas para decorar la fiesta de tu peque, te animamos a que descargues esta práctica guía

Descarga la Guía de fiestas y cumples temáticos

Si te ha gustado puntúa, por favor
[Total: 0 Media: 0]
Sin comentarios aún

Dejar un comentario

Tu Email no será publicado

  Acepto la política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.