Niños pequeños encerrados en casa: Guía de supervivencia para padres

Niños pequeños encerrados en casa
Aunque estos problemas son menores con tantos millones de personas enfermas, siguen acompañándonos cada día

Hace unos meses, la idea de que millones de personas estaríamos encerrados en casa mientras un virus barría el globo habría sonado como un argumento de película, y no de las buenas precisamente. Pero aquí estamos.

El COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus SARS-CoV-2, está teniendo un efecto devastador en la vida diaria de muchas personas. Y no solo son las escuelas cerradas y los viajes cancelados, sino también una profunda alteración de nuestra rutina en casa.

Aunque estos problemas son menores con tantos millones de personas enfermas, siguen acompañándonos cada día. Y particularmente afectan a aquellos que tienen la labor de entretener y educar a niños pequeños encerrados en casa.

Afortunadamente, te podemos ayudar con eso. En PiccolaFesta hemos reunido algunas estrategias y rutinas probadas para aliviar la tensión de tener niños pequeños encerrados en casa por tantas semanas.

La regularidad de la rutina

Una rutina predecible siempre ayuda a reducir la ansiedad de los niños. Organizar el día por eventos regulares, en lugar del abstracto paso de las horas y minutos, es una buena manera de ayudar a los niños a entender el concepto del tiempo.

Con el tiempo, los niños pequeños encerrados en casa comenzarán a hacerse cargo de sus propias actividades, sin necesitar recordatorios constantes. De este modo su sentido de competencia e independencia aumentará. Trata de adoptar las siguientes estrategias:

  • Crear y mantener una rutina con una hora fija para despertarse, asearse y vestirse. De igual manera para acostarse.
  • Tener horas de comida familiar predecibles alrededor de la mesa. Y límites para la sobremesa
  • Fijar una hora para actividades particulares como ver la televisión, leer cuentos o jugar al aire libre.
  • Planificar una actividad principal que puede cambiar cada día. Por ejemplo: reunirse con amigos, ir al parque, etc.

Involucrar a los niños en las tareas caseras

Involucrar a los niños en las tareas caseras
No es bueno que los niños jueguen todo el tiempo. Pedirles que colaboren en casa fomentará su independencia y sentido de logro.

A los niños pequeños les encanta cuando les asignamos una misión cuyo cumplimiento sea de su entera responsabilidad. Participar y culminar estas tareas, siempre que sean apropiadas para la edad, fomentará su independencia y sentido de logro. Estas son algunos ejemplos:

  • Lavar los platos: Incluso si tienes un lavavajillas, puedes dejar algunos platos para que tu hijo los lave. Jugar con agua jabonosa es un extra de diversión.
  • Limpiar superficies: Busca áreas accesibles que puedan limpiarse con un paño y un producto de limpieza. Las paredes, las mesas bajas o los lavabos son apropiados.
  • Clasificar la ropa limpia: Los niños pequeños disfrutan de encontrar pares de calcetines. Enséñales a doblar la ropa y acomodarla en su lugar.
  • Cocinar y preparar la comida: La preparación de alimentos promueve hábitos alimenticios saludables y habilidades motoras finas. De esta manera los niños se familiarizan de forma natural con algo tan importante como lo que comen.

No es necesario llenarlos de actividades

Organizar el día por eventos regulares puede ser agotador, así que no sientas la obligación de llenar cada espacio de sus días con actividades. El juego nunca debe ser un deber, pues eso espanta toda la espontaneidad y la diversión.

Encuentra cosas que sean divertidas para ambos. Enséñales un juego de cartas o de mesa o un juego de tu propia infancia.

Alentar el juego independiente

Alentar el juego independiente
No te hagas cargo. Es mejor ser un observador paciente desde una distancia razonable

El tiempo de juego independiente, sin intervención ni sugerencias de otras personas, permite a los niños aprender de una forma diferente, mientras brinda un descanso a los padres.

Aunque guiar constantemente los juegos de los niños pequeños encerrados en casa puede ser algo tentador, puede enviarles el mensaje de que su forma de jugar no es valorada. Estas son algunas estrategias para fomentar el juego independiente.

  • No te hagas cargo. Es mejor ser un observador paciente desde una distancia razonable.
  • Establece tiempos para estar juntos y tiempo para jugar a solas.
  • Sal al aire libre, pues a menudo los niños tienden a jugar más independientes en espacios abiertos.
  • Mantén expectativas realistas sobre cuánto tiempo pueden jugar sin ti.
  • Mira las cosas que les interesan. ¿Puedes construir un escenario de juego alrededor de estas cosas?
  • No agobies a los niños con juguetes, mejor mantenerlo simple.
  • Brinda a los niños un espacio en el que jugar, tal vez una alfombra o una mesa pequeña y coloca materiales atractivos. No tengas miedo de mezclar materiales o añadir objetos domésticos a una caja de juguetes.

Si quieres más ideas para decorar la fiesta de tu peque, te animamos a que descargues esta práctica guía

Descarga la Guía de fiestas y cumples temáticos

Si te ha gustado puntúa, por favor
[Total: 0 Media: 0]
Sin comentarios aún

Dejar un comentario

Tu Email no será publicado

  Acepto la política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.